Comparte este artículo:

El concepto de derecho penal económico sería aquel conjunto de normas que tutelan aquella parte del orden económico intervenido por el Estado, lo cual incluye control de precios, actividad cambiaria, fiscal y aduanera, la regulación jurídica de la producción, distribución y consumo de bienes y servicios, y la protección a las figuras delictivas relativas a las quiebras fraudulentas y las insolvencias punibles, la competencia desleal, la receptación y blanqueo de capitales, la usura, determinadas estafas y fraudes masivos, fraudes alimentarios y farmacológicos, malversación de caudales públicos, delitos societarios y a la corrupción pública y la corrupción privada.

El derecho penal económico ha recibido varias denominaciones, muchas de las cuales resultan imprecisas, así algunas legislaciones lo denominan derecho penal financiero, derecho penal comercial, derecho penal de los negocios, derecho social económico y derecho penal administrativo.

De acuerdo al Diccionario de Derecho Penal, Temis, Bogotá, Colombia, establece que el concepto de derecho penal económico “conjunto de disposiciones legales que sancionan las infracciones contra la política económica del Estado”.

Por su parte el concepto de derecho penal económico que aporta el autor Miguel Bajo Fernández es el siguiente “Conjunto de normas jurídico-penales que protegen el orden socioeconómico entendido como regulación jurídica del intervencionismo estatal de la economía”.

Según este autor, la función primordial del derecho penal económico, es la de lograr la justicia a través de la economía a nivel macroeconómico. En este caso se diferencia la economía nacional y el orden público económico de aquellos valores particulares como los de propiedad, patrimonio y buena fe contractual.

Para Fernández, A. y Martínez, C. en su obra “Delincuencia y Economía”, el concepto de Derecho penal económico es el que sigue:

“los delitos económicos atacan la economía en su conjunto, el orden económico; lesionan por lo tanto los intereses jurídicos económicos metaindividuales, que divergen sustancialmente de los intereses jurídicos particulares, para cuya protección están ideados los clásicos delitos contra la propiedad o el patrimonio”.

Puede concluirse como concepto de Derecho Penal Económico, aquella parte del Derecho Penal que se aglutina en torno al denominador común de la actividad económica, pudiendo definirlo como el conjunto de normas jurídico-penales que protegen el orden económico intervenido por el Estado para la protección de bienes jurídicos que involucran intereses difusos de la sociedad.

Autor: Alberto Jurado aljurado.com