Comparte este artículo:

No imprimas, es una iniciativa enmarcada en el octavo principio del Pacto Mundial de las Naciones Unidas proveniente de la Convención de las Naciones Unidas contra la Corrupción, para promover una mayor responsabilidad ambiental.

Se expresa en un decálogo orientado al ahorro de papel y de tinta en las actividades profesionales, en especial de la que se desarrolla en las oficinas de los abogados.

Las 10 sugerencias de No imprimas, son las siguientes:

  1. Imprima sólo lo necesario. Sabemos que muchos de los trámites aún deben imprimirse en hojas de papel blanco, pero podemos cambiar a peticiones orales o por medio de planillas.
  2. Utilice ambas caras de papel. Cuando la información impresa en una cara de la hoja no sea sensible, usemos la otra porque nadie debe sentirse ofendido por recibir hojas impresas por ambas caras.
  3. Recicle el papel usado. Producir 1.000 kilos de papel requiere la madera de 17 árboles, 440.000 litros de agua y 7.600 kv/h, por ello luego de usar el papel por ambas caras debemos reciclarlo.
  4. Minimíce el tamaño de la fuente. Elija el tamaño de 10 puntos y las fuentes  Garamond o Courier que consumen tres veces menos niveles de tinta, además evite el espaciado doble y la sangría.
  5. Evite los comprobantes de recibo. Compruebe el recibo de un documento por medio de una planilla en papel reutilizado y no por medio de la impresión de otro ejemplar idéntico.
  6. Lea y corrija en la pantalla. Utilice las opciones de revisión, vista previa, así como los correctores ortográficos y gramaticales, para verificar el documento antes de ordenar la impresión.
  7. Utilice modo de ahorro de tinta. Las impresoras salen de fábrica con el objetivo de imprimir gastando la mayor cantidad de tinta, por eso reduzca la resolución en la configuración.
  8. Use medios electrónicos para transmitir información. En lugar de imprimir un documento en papel y enviarlo, redacte un correo electrónico y unido remita el documento en PDF.
  9. Registre el consumo de papel y de tinta. Establezca metas de reducción de consumo de papel y tinta, cada mes hasta llegar al nivel mínimo que su actividad profesional permita.
  10. Publique su experiencia en la redes sociales. Luego de 3 meses hemos reducido en un 50% el consumo de papel y en un tercio el de tinta, ha sido todo un reto pero desde entonces siempre el jefe invita la cena de final de mes.

Si quieres que publiquemos en tu nombre cómo va todo con la iniciativa, recibir en formato PDF el resumen del decálogo, o si simplemente por curiosidad quieres saber dónde cenaremos el mes próximo con el jefe, escríbenos en el formulario que está en la sección de Responsabilidad Social Corporativa.

Comparte tu experiencia bajo la etiqueta #noimprimas empieza con unos pocos documentos sin importancia, ahora mismo.

Anímate!!!

Autor: Alberto Jurado aljurado.com